En el marco de las charlas sobre educación del evento "Las pruebas de la educación" en 2017, Joana Acha, profesora en el departamento de Procesos Psicológicos Básicos y su Desarrollo de la UPV/EHU, revisa los métodos de prevención e intervención más efectivos para el desarrollo de las habilidades básicas implicadas en la dislexia. La especialista en procesos cognitivos infantiles aporta evidencias de los cambios cerebrales que acompañan a la adquisición de dichas habilidades. 

La charla parece estar realizada con mucho rigor científico, aún así, creo que algunas muchas referencias a artículos de los que habla.

 

 Puntos que destacaría de la charla:

La dislexia es una dificultad de aprendizaje basada, principalmente, en una dificultad de procesamiento fonológico:

Creo que esta es la afirmación más contundente que se da en toda la charla. Y de esta afirmación derivan toda la actuación de prevención e intervención educativa que propone.

La dislexia puede ser detectada tempranamente, 4 años. Es preferible la detección temprana puesto que las intervenciones posteriores a los 8 años decrecen en efectividad.

Creo que es importante destacar este asunto, puesto que ya existen un test de detección temprana para aulas de 4 años que podría aplicarse para detectar niños con riesgo de dislexia. En esta frase yo interpreto también que la enseñanza de las letras es preferible que sea a los cuatro años o incluso antes. Los niños con 2 años son perfectamente capaces de reconocer las letras por su nombre y por su sonido. Los niños y niñas de 2, 3 y 4 años que están aprendiendo a hablar, están interesadísimos en los sonidos de las letras y las palabras del lenguaje oral, y suelen tener una muy buena predisposición al aprendizaje de rimas, canciones, poesias, trabalenguas, y en muchos casos también el aprendizaje del lenguaje escrito.

 

Predictores de la dislexia:

a) Conocimiento fonológico. Capacidad de reconocer la metrica, rimas, palabras que suenan igual, capacidad de segmentar palabras, capacidad de eliminar el primer sonido y último sonido.

b) La asociación de letra/sonido. Nombrado de letras.

c) Capacidad de acceder a la palabra. Nombrado automatico rápido(colores, dibujos, números).

d) Tareas de identificación de sonidos en palabras.

e) Memoria verbal. Capacidad de mantener una cantidad de sílabas en un periodo de tiempo.

Despues...

a) Pobre decodificación de palabras desconocidas o pseudopalabras.

 

Si trabajamos la dislexia desde temprano lograremos que se activen las zonas cerebrales adecuadas para una adecuada lectura.

En el protocolo de vigilancia rutinaria del Pais Vasco se cuelan muchos niños y niñas con dislexia.

Hay herramientas que con 4 años nos pueden ayudar a detectar mejor. Mirad aqui.

Como intervenir preventivamente: Conocimiento fonológico y de letras intensivamente durante 4 o 5 meses para activar zonas cerebrales adecuadas. Alargando los programas en el tiempo se mejora la fluidez. En grupos muy reducidos (1 o dos personas). Antes de los 8 años y preferentemente a los 4.

  1. Rimas.
  2. Eliminar fonemas.
  3. Unir y separar fonemas.
  4. Repetir series de palabras.
  5. Repetir series de pseudopalabras.
  6. Ensamblar dos sonidos o dos letras.
  7. Diferenciar pares de sonidos.
  8. Difrenciar pares de unidades visuales.
  9. Clasificar sonidos y letras.
  10. Asociar secuencias auditivas a visuales.
  11. Nombrado rápido de imagenes.
  12. Asociar series de fonemas y letras.
  13. Encontrar estructuras dentro de palabras.
  14. Vocabulario receptivo y expresivo.

Otras habilidades a trabajar también en primaria.

  1. Conocimiento fonológico, articulación fonológica.
  2. Asocialcion de letras-sonidos.
  3. Adquisición de léxico visual (copia, dictado, deletreo, discriminación)
  4. Conocimiento morfológico y reglas de composición léxica.
  5. Vocabulario
  6. Lectura en alto guiada o lectura repetida: Fluidez.
  7. Comprensión de frases y después de textos.

 

Esta charla confirma que los programas del proyecto Katamotz que he venido realizando desde el 2011 tienen la validez científica adecuada en cuanto al contenido. Aún así, siempre advierto que no han sido nunca evaluados. Es decir, que aunque la base científica es apropiada, no sabemos cuan efectivo es la aplicación de Katamotz, cual es la duración de tiempo adecuada, la intensidad de uso, etc... Pero, creo que queda claro que Katamotz no vende humo.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar